A SEIS AÑOS DE UNA SEMIFINAL HISTÓRICA


A SEIS AÑOS DE UNA SEMIFINAL HISTÓRICA

Nov. 27 (1R) – Un 27 de Noviembre de 2014 River avanzaba a la final de la Copa Sudamericana eliminando a Boca en un superclásico para el infarto desde el primer minuto. En esta nota revivimos lo que se vivió ese día.

Diez años tuvimos que esperar para una revancha por aquella Libertadores 2004 que tanto tiempo perduro en nuestras cabezas. Diez años despues, River volvía a recibir a Boca en El Monumental en una semifinal de Copa Sudamericana. Mucho se había hablado en la semana previa sobre la “mistica copera” que supuestamente tenía Boca años anteriores.

Y parecía que aquello que mitificaban los periodistas era cierto porque era imposible de creer que a los 15 segundos cobren un penal a favor de Boca. Desde detrás de la San Martin Alta todavia sonaban los fuegos artificiales del increible recibimiento (el gran primer recibimiento de la era Gallardo). Todavia continuaba el fervor de la gente, el humo de las bengalas invadia el campo de juego y nadie estaba preparado para un penal tan rapido. Nadie menos Barovero…

Rojas en un intento de despejar la pelota se lleva puesto a Marcelo Meli y Delfino, el arbitro de esa noche, sin dudarlo cobra penal. Inmediatamente y en el tumulto, amarilla a Mercado y a Ponzio. Nadie lo podia creer. Acto seguido se para Emanuel Gigliotti frente a la pelota y demora una eternidad en patearlo por la molestia que le ocasionaba un laser (¡bendito sea ese laser!).

“Parapam Parapam” decía un relator del equipo rival en el momento que Gigliotti va camino hacía la pelota. Un segundo despues suena un estallido: Marcelo Barovero, vestido de verde, levanta el dedo indice luego de atajar el penal que cambio la historia para siempre. ¿Por qué para siempre? Porque tras años de copas internacionales desperdiciadas, parecía ser que River se empezaba a amigar con las noches de copa, con su primer noche de copa.

“Creanme que se grita como un gol” dice De Paoli en su relato. Y si, verdaderamente se grito como un gol para River, ya que, con lo que implicaba el gol de visitante, que te conviertan al primer minuto de juego, implicaba un batacazo para el River de Gallardo. Pero la noche estaba para coronar al primer gran heroe de la era Gallardo: Pisculichi. El zurdo, a los 15 minutos del primer tiempo, conecta una pelota cruzada de Vangioni y la pone al lado del palo derecho de Orion, que nisiquiera llega a tirarse.

El resto es historia. River vencía por 1 a 0 a Boca, se amigaba con su historia internacional luego de tantos años y se encaminaba hacia su primera final (y su primer titulo) con el Muñeco en el banco. Nadia aun sabia lo que iba a suceder años más tarde, pero esa noche sin dudas, fue la primera “Noche de Copa” como las conocemos hoy en día.

Copyright © 2020 – Nicolás Spinazzola - 1RIVER - Buenos Aires 27 de Noviembre de 2020



Volver a Efemérides
  • River Plate
  • AFA
  • Conmebol
  • FIFA

VIDEO DESTACADO

Un día como hoy I River Campeón Supercopa 1997